domingo, 13 de noviembre de 2011

MENINGIOMAS GIGANTES:UN INTRUSO DENTRO DE MI CABEZA: (An Intruder in my Head: a Meningioma) by luis mazas artasona. Noviembre 2011

Dicen que la vida está llena de sorpresas y puede que sea verdad. La medicina es parte de la vida y, por eso, hay que estar siempre en guardia porque, en el momento más inesperado, surge la sorpresa. El caso del paciente que presentamos es buena muestra de ello. Es una persona de 78 años que había ido a la consulta del neurólogo porque  notaba una pérdida de memoria moderada en los dos últimos años, síntoma bastante normal para su edad. 

El especialista le solicitó una Tomografía Computarizada craneoencefálica. Nunca había estado enfermo ni refería dolencias importantes así que bien merecía que le hiceran una prueba tan sofisticada, aunque el médico que la solicitó no esperaba encontrar ningún hallazgo patológico, porque la exploración neurológica había sido normal.

Sin embargo, la realidad fue otra porque al realizar el examen, se pudo apreciar una formación redondeada, intensamente blanca, de cuatro centímetros de diámetro, situada en la región del ángulo pontocerebeloso derecho. Parecía estar anclada en el borde interno del peñasco y desplazaba al cerebelo y al tronco del encéfalo en sentido contralateral (Figura 1).

 
FIGURA 1) Voluminosa tumoración hiperdensa, redondeada, situada en la cisterna del ángulo pontocerebeloso. 
Key Words: Giant Meningioma. 
                        


FIGURA 2) La citada lesión podía corresponder a un tumor de la meninge calcificado o depender del hueso. Medimos los valores de atenuación y las cifras fueron muy bajas, (177 UH). Estaba claro que no podía ser un osteoma o cualquier otra  neoplasia derivada del hueso,  porque las cifras hubieran superado las 1000 UH.

FIGURA 3) Modificamos la amplitud de ventana, (WW), y la tonalidad blanca se fue haciendo más gris, dejando al descubierto el tumor que se ocultaba bajo la cáscara de calcio. Diagnóstico: meningioma calcificado.


FIGURA 4) Recreación figurada del desplazamiento de las estructuras encefálicas por el tumor.

 Los meningiomas son tumores, casi siempre benignos, que se originan en las células de las membranas que recubren el encéfalo: las meninges. Son de crecimiento lento y muchas veces cursan asintomáticos, por lo que se descubren de forma accidental en una exploración de TAC o TRM craneoencefálicas. Son entes vivos y su único objetivo no es matar al huésped sino sobrevivir en el sitio donde les ha tocado crecer: el interior del cráneo. Por eso surge un conflicto de convivencia con el único inquilino que tiene el contrato de arrendamiento en regla, el encéfalo. Este último procura defenderse y la mejor forma que conoce consiste en aislar al tumor con una capa envolvente de sales de calcio para frenar su crecimiento.

Se dice que el calcio es el enterrador del organismo, porque éste siempre recurre a él para aislar las lesiones que pueden dañarlo. Los tumores malignos crecen muy rápidamente y son tan agresivos que destruyen todas las barreras defensivas que levantan los tejidos orgánicos. Pero las neoplasias benignas y particularmente los meningiomas, se dejan envolver por una capa de calcio que los inmoviliza. El organismo se comporta igual que las ostras con los cuerpos extraños que penetran en el interior de sus valvas, crea una especie de perla.

En este caso la entente ha sido cordial, el meningioma se ha dejado aprisionar por una coraza de sales cálcicas y el parénquima encefálico se ha ladeado en sentido contralateral para dejar sitio al intruso. Resultado, una buena convivencia  que el cirujano no intentará perturbar. ¿Cuánto tiempo  durará esta batalla silenciosa? ¡Quien lo sabe¡. Porque la historia no ha terminado. Pero casi es mejor dejarlos así, una vez que han llegado a un acuerdo y pueden convivir los dos sin hacerse daño.

Servicio de Radiodiagnóstico (Neurorradiología). Hospital Universitario Miguel Servet (HUMS). Zaragoza.Spaiñ.

14 comentarios:

  1. Muy bueno Luis! Otro título podría haber sido:
    " Hakuna Matata, vive y deja vivir! ".
    Por cierto, estoy viendo a este mismo intruso en Tomografía por RM ( está bien dicho así? ;) ) , qué casualidad! igual puedes ampliar el caso...

    ResponderEliminar
  2. Hola, me pregunto cada día desde hace cuatro meses cuanto puede durar esa buena convivencia entre mi intruso y mi cerebro. Tengo 36 años y me han descubierto un meningioma de 3cm de diámetro en el ángulo pontocerebeloso derecho, es muy similar a lo de este paciente que comentas...salvo la diferencia de edad. en mi caso la única perturbación es que he perdido algo de oído en el lado derecho. los neurocirujanos que han visto mi resonancia todos opinan de operar, no plantean esperar...eso es solo una idea que pasa por mi cabeza y al leer esta entrada he visto que igual no es tan loca la idea...¿la diferencia de edad es lo que hace sugerir la cirugía como primera opción? a mi me da bastante miedo esta cirugía...y las posibles secuelas...es por eso por lo que hago este planteamiento. agradezco su opinión

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Diana. Cuando alguien descubre que tiene un tumor intracraneal es lógico que se preocupe mucho, pero cuando le dicen que es un meningioma casi tiene motivos para celebrarlo. Hoy en día los neurocirujanos tienen mucha experiencia y cuentan con herramientas tecnológicas que les ayudan a ser más precisos, como la Neuronavegación guiada por ordenador. Los meningiomas pueden calcificarse a lo largo de los años, pero eso no quiere decir que se curen. Y además, todos no se calcifican, con lo cual tenga por seguro que el meningioma seguirá creciendo con los años. Y pueden dar sintomatología cuando menos se espera y en el momento menos propicio. Por eso todos los neurocirujanos recomiendan extirparlos quirúrgicamente. Tenga en cuenta que se extirpan mejor cuando son pequeños que cuando han crecido, después de mantenernos en vilo durante años. Haga lo que le diga el cirujano, en el que tenga depositada más confianza, y podrá contar en su blog las sensaciones que tiene después de haber eliminado a un intruso de su cabeza. Un saludo.

      Eliminar
    2. Hola Luis, le agradezco muchísimo la respuesta, me parece además de lo más sensata, no puedo por menos que estar totalmente de acuerdo con lo que dice. He estado esta tarde con el neurocirujano, y precisamente coincide en lo que dice con lo que me ha escrito usted, bueno en realidad son varios ya los que opinais lo mismo y no me queda otra que confiar y poner mi cabeza en otras manos. Ahora estoy bien, y es el miedo que me da...pero claro esto va a crecer y puede que ocurra lo que me comenta...en fin, que al final me he decidido a terminar la convivencia con mi intruso y volver a tener el hueco para que mis neuronas se expandan a sus anchas sin apreturas y dejar de estrujar al cerebelo. El neruocirujano lo ve clarísimo, con el que he decidio quedarme, es un hombre con amplia experiencia y que me ha dado mucha confianza, dentro de que no he pisado nunca un quirófano como paciente y me impone. Así que ya tengo preparada la cirugía para marzo, espero poder entrar pronto al blog y contar como me siento. Un saludo

      Eliminar
  3. Hola Diana. La experiencia personal será de gran ayuda para otras personas que se encuentran en la misma tesitura. Tenemos que confiar siempre en el criterio de los profesionales, para todas las cosas de la vida. La duda solitaria consume nuestras energías y no conduce a nada. Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Vendré por aquí a contarla, por supuesto :-)
    sobre lo de confiar siempre en el criterio de los profesionales daría para un largo debate que quizá tampoco es el caso, pero hay que saber elegir a los profesionales, el hecho de tener un título que habilite para ejercer una profesion no es sinónimo de ser buen profesional, hablo desde conocimiento de causa en mi propia profesión (comadrona) que hay de todo y ojo con los consejos de algunos profesionales en el campo.
    Para esta cuestión mía he buscado profesionales con ciertas recomendaciones y me he guiado al final por un tema de sensaciones entre otras cosas.
    La duda solitaria quizá nos genere mucha tensión pero a veces nos olvidamos de nuestra propia capacidad y dejamos todas las cuestiones de la vida en manos de terceros.
    No hablo de mi caso algo tan evidente como un tumor en la cabeza que es un tema que se me escapa totalmente y carezco de conocimientos, y quizá esta es una especialidad que para todo el mundo ajeno a ella se nos hace grande, creo que es bastante diferente a otras cosas, pero en mi campo lo veo mucho.
    un saludo,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Diana: Estamos de acuerdo, pero como algunas palabras del idioma castellano tienen muchos matices, yo no me refiero como profesionales a las personas que desempeñan una profesión sino a " la persona que realiza su trabajo con aplicación, seriedad, honradez y eficacia" (definición de la RAE). Ya sé que es difícil pero hay muchos así. Menos se debe de fiar de un bloguero desconocido. Suerte.

      Eliminar
  5. :-) estamos totalmente de acuerdo y gracias a Dios o al Universo que hay muchos así, y especialmente en materias tan delicadas como esta que nos trae la conversación he podido ver (y espero comprobar en mis carnes... y huesos y sustancia blanda) que hay grandes profesionales haciendo maravillosos trabajos.
    Pues porque no me pilla muy cerca que sino pediría consulta también con usted, me parece que tiene un blog muy interesante.
    Muchas gracias por los buenos deseos

    ResponderEliminar
  6. a mi padre lo operaron de un meningioma calcificado y salio bien de la operacion pero a segundo dia le dio un derrame cerebral .esto paso hace dos meses ,lo peor es que habian dicho que la cirugia seria una tonteria con 100 por ciento se exito y no fue asi desgraciadamente.nunca se sabe como saldra todo.

    ResponderEliminar
  7. Hola Canal: Su último comentario es bastante acertado. "Nunca se sabe como saldrá todo" en cualquier actividad de la vida. Ponemos el máximo interés en hacer todas las cosas correctamente y donde menos esperamos surge la sorpresa.

    Es cierto que resecar un meningioma calcificado es relativamente sencillo para un neurocirujano, pero hay muchas variables que desconocemos y que pueden afectar al resultado final. Pero por eso no vamos a atemorizarnos, porque sería peor. Hay muchas personas que son intervenidas quirúrgicamente, cada día, y no sufren ningún contratiempo. Espero que se mejore. Un saludo.

    ResponderEliminar
  8. Hola Luis: Estoy muy preocupada porque a mi mamá de 65 años le han encontrado un Meningioma de 25 mm en la región inferior de la cisterna pre-pontina, con compresión medular y obstrucción del agujero magno y quisiera saber lo que significa, pues aún no he conversado con el doctor y si la única opción es la cirugía. Te agradesco de antemano tu respuesta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola: Significa que el tumor está situado en una zona (el agujero magno que comunica la cavidad intracraneal y el canal espinal) por donde pasa la médula espinal que conduce los impulsos nerviosos desde la corteza cerebral al resto del cuerpo. El crecimiento de un tumor en esa zona podría afectar a la médula.

      La pauta a seguir depende de los hallazgos detectados en la IRM y de la repercusión. Dependiendo de las circunstancias individuales de cada paciente el cirujano puede: esperar la evolución, aplicar radioterapia o intervenir quirúrgicamente. Él le dirá qué solución es la más efectiva para su madre. Un saludo.

      Eliminar
    2. Muchas gracias por su respuesta.

      Eliminar